Agricultores de Chile aprenden técnicas de poda y manejo de la higuera adaptada a zonas áridas

Posted on

Los agricultores chilenos han estado familiarizados con la higuera desde hace años, sin embargo, desconocen manejos agronómicos clave, como la poda de formación, fundamental para la producción de higos.

Tras un Día de Campo realizado en Monte Patria por el Instituto de Investigaciones Agropecuarias INIA Intihuasi, con la colaboración del Centro de Estudios de Zonas Áridas CEZA de la Universidad de Chile, llegaron agricultores de distintas comunas de la provincia para aprender técnicas de poda en higueras.

Esta iniciativa es desarrollada a través del proyecto Transferencia tecnológica en agronomía del riego y fortalecimiento de frutales con bajo requerimiento hídrico para la agricultura familiar campesina, financiado gracias al Fondo de Innovación para la Competitividad del Gobierno Regional.

“La poda es una de las labores que se realiza en el año de cada cultivo y es una de las más importantes, porque permite definir la productividad del huerto para la próxima temporada. Sin la poda se puede generar un exceso de sombra al interior de la planta, generando pérdida de productividad y además puede generar condiciones para plagas que se alojan donde hay poca luminosidad”, explicó Giovanni Lobos encargado del Centro Experimental Choapa del INIA y Director del Proyecto FIC.

La poda de formación tiene como objetivo generar la estructura en que se ubicaran los brotes productivos, de manera que la cosecha pueda hacerse sin tener que utilizar escaleras.

El Centro de Estudios de Zonas Áridas de la Universidad de Chile ha trabajado especialmente en el desarrollo del cultivo de La Higuera. Víctor Muñoz, expositor en el Día de Campo, señaló que “hay un desconocimiento de cómo se manejan huertos tecnificados de higuera, tradicionalmente las personas se imaginan un árbol grande y hoy pudieron ver el caso contrario, se dieron cuenta de por qué es importante la poda.

La Higuera tiene requerimiento hídrico medio, pero podemos asegurar que es una especie tolerante  a la sequía. Hablamos también de la posibilidad de producir brevas que salen temprano en la temporada en el mes de diciembre cuando los requerimientos de agua recién están comenzado a aumentar,  con 1/3 de la cantidad de agua que se utiliza para producir higos se pueden producir brevas”.

El último año ha habido un creciente interés por los agricultores en la producción de higuera ya que, es un cultivo tolerante a la sequía que está adaptado a zonas áridas, la higuera presenta requerimientos hídricos de agua más bajos que los frutales tradicionales y cuenta con un  buen precio en el mercado, tanto de higos como de brevas.

Por su parte el Seremi de Agricultura, Andrés Chiang agregó: “Monte Patria es una zona que está altamente concentrada en producción de uva de mesa, buscar alternativas productivas, sustentables y rentables es clave. La higuera puede ser una alternativa y eso es lo que está trabajando este proyecto de INIA a través de financiamiento del Fondo de Innovación para la Competitividad, para las zonas semiáridas y áridas de nuestro País”.

Fuente: Mundo Agropecuario

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s