La fruta de la antigua Grecia renace en los tiempos modernos

Posted on

Tan prominente han sido en la cocina griega, que los higos están de vuelta en las cocinas, usado cada vez más no sólo en platos dulces sino también en salados. También secos, conservados o endulzados son deliciosos, pero recién arrancados de un árbol pueden hacen llorar de emoción a quien así los prueba.

Y no es de extrañar. En la mitología griega los higos se asocian con Baco, también conocido como Dionisio, el dios del vino y la canción. Sin embargo, este fruto tan antiguo y bíblico está teniendo un resurgimiento en los tiempos modernos.

Se dice que una higuera aparece en algunas imágenes del Jardín del Edén, dando una connotación religiosa a este manjar. Las higueras se mencionan en la Biblia cristiana, pero no sólo eso, también en el Corán de los musulmanes y la Torá judía.

Los primeros griegos apreciaban tanto los higos que se consideraba un honor otorgar al ganador de varios concursos tanto el follaje como el fruto de una higuera. Y cuando la modestia se hizo popular en la antigüedad, las partes privadas de las estatuas griegas se cubrieron con hojas de higuera. Esto también proviene de la creencia religiosa de que Adán y Eva cubrieron su desnudez con hojas que normalmente se dice que son de la higuera después de comer el fruto prohibido. Incluso algunos eruditos religiosos creen que el fruto prohibido era de hecho una higuera.

También, en la mitología griega, cuando Zeus perseguía a Ge y a su hijo, Sykeus, en la guerra de los Titanes, para salvar a su hijo, Ge se metamorfoseó en una higuera.

Los higos proliferan en el clima mediterráneo, que tiene un verano largo, caliente y seco, por eso se encuentran tan comúnmente en Grecia e Italia y destacan en ambas cocinas.

La higuera puede vivir hasta 100 años y crecer hasta 100 pies de altura, aunque los árboles domésticos se mantienen podados hasta una altura de unos 16 pies. Hay cientos de variedades de higos, con colores que van desde casi negro a casi blanco. Las variedades verdes normalmente se reservan para el secado.

La vida útil de los higos frescos es muy breve. Deben recogerse maduros de los árboles ya que no maduran bien una vez recogidos. Un higo muy firme no está maduro y no madurará adecuadamente. Cójalos y úselos tan pronto como los encuentre en el mercado, ya que se estropearán a los siete o diez días de su cosecha. En la mayoría de los casos esto significa que tienes tres días como máximo para usarlos en casa.

Selecciona higos limpios y secos, con piel lisa e intacta. La fruta debe ser suave al tacto, no pastosa ni demasiado madura. Use su nariz cuando recoja los higos y huela la fruta. Si huele ligeramente agrio, ya ha comenzado a fermentar.

La fruta es dulce al gusto y en la antigüedad, se usaba un edulcorante antes del azúcar refinado. Y dado que están entre las fuentes vegetales más ricas en calcio y fibra.

Pero aunque hay una pequeña época del año para darse el gusto con higos frescos, los higos como fruta pueden ser consumidos todo el año. Los higos secos son fáciles de conseguir. También, los higos pueden ser hechos en mermelada, y conservados para platos salados o como dulces de cuchara para disfrutar con el café. También hay galletas fácilmente disponibles rellenas de mermelada de higo. Los higos frescos y secos también son perfectos para el desayuno. Mezclados con yogur griego y miel son una opción nutritiva para el desayuno. Los higos en conserva son ideales para incluirlos en el muesli y por supuesto, la mermelada de higo es perfecta para un trozo de masa madre tostada.

Texto: Penni Pappas
Fuente: X-Pat Athens

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s